martes, 14 de abril de 2015

¡BIENVENIDO MAESTRO!


Con la presentación de las listas electorales, concretamente la del Partido Popular de Córdoba a la alcaldía de la Ciudad de los Califas, se ha abierto de nuevo la polémica. Pues la inclusión de un torero como José Luis Moreno en la misma ha generado alguna crítica. Los que critican que el diestro cordobés haya sido incorporado en puestos de salida en la lista que lidera José Antonio Nieto dicen que carece de experiencia y que no tiene formación para ser concejal.

Sí, eso dicen. Algo que a mí me asombra pues no veo justa esa crítica. Es algo de lo que ya hemos hablado en Desde el Caballo de las Tendillas, en el post ¿qué exiges a los políticos? analizábamos esta cuestión que ahora vuelve a estar de actualidad.

Es cierto que José Luis Moreno no tiene experiencia en la res pública, pero ¿es necesario?, yo creo que no. Y para eso va integrado en una lista de peso con personas muy experimentadas en labores de gobierno y en la gestión tanto de lo público como de lo privado.

A un político le hemos de exigir honradez, seriedad y capacidad de esfuerzo y trabajo, y creo que José Luis Moreno va sobrado de esas cuestiones. Y además tiene valentía y temple, algo que ha demostrado en los ruedos, por lo que estoy seguro que hará un gran trabajo en las labores que le encargue el Alcalde de Córdoba.

José Antonio Nieto siempre ha tenido la habilidad de incluir en sus listas a personas relevantes en muchos sectores, también personas conocidas y populares por su trayectoria profesional, como el caso de Eva Pedraza y Miguel Reina, y ahora apuesta por un torero como José Luis Moreno, algo que me gusta y aplaudo. Porque es necesario y muy positivo que personas de este perfil se acerquen a la política.

Tengo claro que si José Luis Moreno ha sabido parar, mandar y templar a un toro bravo, también lo sabrá hacer como concejal, aplicando esa valentía a su labor como representante de todos los cordobeses. Solo me queda decirle ¡bienvenido Maestro!

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada