viernes, 20 de enero de 2017

CONVERTIR ESPAÑA EN UN INFIERNO


A Susana Díaz le gusta el infierno. Esa es la conclusión extraigo cuando le escucho criticar la política fiscal que se aplica en la Comunidad de Madrid por parte del Partido Popular calificándola como paraíso fiscal. Porque a la socialista no le gustan los paraísos, ella prefiere los infiernos (fiscales). Sí, le gustan los infiernos donde las familias no pueden heredar los bienes que su padre o madre han conseguido a lo largo de toda una vida, porque “cuesta más el collar que el perro” como me dijo el otro día un cliente en el despacho.

Y es que si para la Junta de Andalucía Madrid es un paraíso fiscal yo también soy partidario de este tipo de paraísos. Ojalá Andalucía también lo fuera. Porque en realidad, las políticas del Partido Popular en Madrid comparadas con las del PSOE (y Ciudadanos) en Andalucía hacen de aquellas un paraíso respecto a las que desarrolla Susana Díaz.


Porque el infierno fiscal andaluz está demostrado que no genera riqueza y menos aún empleo. Y claro, como los socialistas son tan dados a eso de igualar por abajo, pues prefieren que Madrid se convierta en otro infierno en vez de imitar las políticas que funcionan y conseguir, ¡de una vez!, que Andalucía salga del hoyo en el que nos tiene esta gente y empiece a avanzar.


Y es que uno se para a pensarlo y parece de chiste, pues el PSOE andaluz pretende que los demás sigan sus políticas, en vez de aplicar ellos las que generan empleo. De locos. Y esta mujer pretende liderar el PSOE y aspirar a ser Presidenta del Gobierno, si es así no dudará en convertir España en un infierno.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada