martes, 10 de mayo de 2016

UN PAÍS DE CATETOS...


Vivimos en un país cateto, al menos esa es la impresión que estoy teniendo estos días con la visita de 2.500 empleados de una empresa china a Madrid y Barcelona. Y es que la cobertura informativa que se le está brindando a esta visita me está llamando mucho la atención. No es que la noticia se diera en un informativo anunciando la forma que la empresa tiene de recompensar a sus mejores empleados, es que los distintos medios de comunicación han desplazado profesionales a acompañar a estos visitantes, informando puntualmente de cada una de las actividades que están realizando. Algo a todas luces exagerado.

¿De verdad es tan importante esta visita?, ¿de verdad interesa que hayan visitado el Palacio Real, hayan ido a una capea o hayan comido arroz? Es verdad que son muchos y que no es habitual que una empresa organice un viaje tan numeroso, pero ¿eso es noticia como para hacer seguimiento permanente? Lo entendería de un periódico o televisión local, pero ¿tanto interesa esta visita en el ámbito nacional? Yo creo que no, pero parece que o soy un bicho raro o los medios de comunicación actúan con otros intereses que yo no llego a comprender. Y es que no creo que en cualquier país de nuestro entorno una visita de este tipo tenga tanto impacto mediático.

Y es que España parece que no ha salido todavía del ‘Bienvenido Mr. Marshall’ y a cualquier millonario que llega se le tiene que rendir pleitesía, como está pasando con estos chinos. Algo que encuentro exagerado y fuera de lugar, ya que el impacto económico para el país, algo que sí considero determinante para esa presencia permanente en medios de comunicación, me parece a mí que es mínima. Porque 2.500 personas son las que llegan diariamente, por decenas, a nuestros puertos en distintos cruceros y, como es lógico, no se está hablando permanentemente de eso.


Y lo peor es que esto seguirá ocurriendo. Y es curioso, cuando era pequeño la gente se reía de Estados Unidos y decía que el hecho de que un bombero rescatara a un gato de un árbol era noticia. Pues ya estamos en eso, ya somos tan catetos como los americanos, pero sin copiar lo bueno de ellos...

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada