sábado, 22 de noviembre de 2014

RECORDANDO EN DECDLT… COMPRAR VIVIENDA ES TIRAR EL DINERO

Recordamos hoy un post publicado en julio de 2012, en el que comentábamos una noticia sobre un cambio en la tendencia sobre el alquiler de vivienda respecto a la compraventa. Más de dos años después no sé si prosigue este cambio, ¿qué opináis?...



Leo en El Día de Córdoba (@eldiacordoba) una noticia en la que se explica que en el acceso a la vivienda se está notando un cambio, aumentando la opción del alquiler y disminuyendo el de la compraventa. Y me alegro. Si de algo ha servido la crisis es para que muchas personas se den cuenta de que alquilar es más rentable que comprar.

Y con esa rotundidad lo digo. Pocas personas, cuando están negociando una hipoteca para la compra de una vivienda se paran a pensar los gastos que va a suponer la misma, que no solo es el precio del inmueble, sino lo que se paga por la hipoteca, los intereses, impuestos, gastos de comunidad, derramas…

Sólo en intereses normalmente se paga casi el doble del precio, por lo que sumado al precio de compraventa, al final de la vida de la hipoteca habremos abonado tres veces el valor de la casa comprada.

Por no hablar de lo que puede suponer tener una casa en propiedad y saber que, muy posiblemente, vas a tener que estar varias décadas viviendo en el mismo sitio, problemas con los vecinos, problemas con la zona, plagas de insectos…

Con el alquiler no pasan estas cosas, si los vecinos son molestos te puedes cambiar al cumplir el contrato, si la zona no te gusta, pues lo mismo; no estás atado de por vida a unos ladrillos, no estás atado de por vida a una hipoteca.

Hay una cosa que tengo muy clara, si en las sociedades avanzadas la mayoría de sus familias viven de alquiler es porque este sistema es mucho más rentable que la compra. Y para las nuevas familias el alquiler también es la opción más interesante, pues desgraciadamente casi la mitad de los matrimonios de este País se rompen, por lo que estar de alquiler es lo más fácil ante una situación así.

Mis razonamientos pueden parecer “facilones”, poco elaborados, pero en la época en la que estamos, ante la situación que vivimos no es inteligente comprar una vivienda, no es inteligente atarte a una hipoteca casi de por vida. Cada uno tendrá sus razones y cada uno, como es lógico, hará lo que le dé la gana o considere que más le interesa, pero lo mejor, antes de contratar una hipoteca, es echar cuentas. Al menos que sepamos lo que realmente nos cuesta.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada