jueves, 30 de junio de 2016

EL ‘NO’ NO ES EL CAMINO


Ya han pasado unos días desde las elecciones del domingo, hora de ir haciendo balance de las consecuencias que puede tener el resultado electoral. Los españoles han hablado y han dejado claro que quieren que sea el Partido Popular el que lidere el próximo Gobierno de la Nación; y visto lo visto, lo lógico y normal es que sea Mariano Rajoy el Presidente, aunque los perdedores no lo consideren así y veten al gallego.

Porque en estas elecciones el único que ha ganado ha sido el Partido Popular, pues aunque el PSOE haya evitado el temido ‘sorpasso’ ha bajado 5 diputados, obteniendo el peor de los resultados de la democracia. Y aunque Unidos Podemos se ha quedado como estaba, se ha dejado en el camino millones de votos sin que haya servido para mucho el acuerdo con Izquierda Unida.  Y Ciudadanos con 8 diputados menos parece que poco tendría que decir en el panorama político, pero no, son los que más hablan…

Y tanto PSOE como Ciudadanos ya han anunciado su ‘NO’ a un gobierno presidido por Mariano Rajoy, poniendo vetos al claro vencedor en las urnas. Y dejando la puerta abierta a unas terceras elecciones generales, lo que sería un auténtico fracaso responsabilidad de socialistas y naranjitos, que sin duda volverían a ver castigados por los españoles. Y es que de ir a unas terceras elecciones estoy seguro que el PP rondaría la mayoría absoluta.

¿Y ahora qué? Pues Mariano Rajoy sigue en su papel, el de la moderación, tendiendo la mano a PSOE y Ciudadanos y proponiendo un gran pacto, con entrada en el Gobierno de estas dos formaciones. Y en su defecto, ofreciéndose a gobernar en solitario, en minoría, cerrando acuerdos puntuales con los grupos parlamentarios. Porque el Partido Popular está haciendo lo que dicta la sensatez y el sentido común, algo que parece no busca el resto.

Porque el PSOE, al menos su dirección, vuelve a enrocarse en el ‘NO’, un no que les ha traído más de un problema y la pérdida de apoyo ciudadano. Y Ciudadanos continúa en su ‘NO’ a Rajoy, algo que no comprendo y que solo se puede entender en el odio y resentimiento de Rivera hacia el líder popular; porque Albert Rivera mucho decir que no quiere hablar de sillones, pero bien que pone como condición que Rajoy no ocupe el sillón que le corresponde.

Tengo claro que el mayor peligro para nuestra democracia lo encarna Podemos y sus satélites y que estos han llegado a donde están gracias a la crisis económica y a las penurias de muchas familias españolas, por lo que en el momento en el que la situación económica mejore y las cosas vayan mejor muchos dejarán de confiar en el populismo para volver a posiciones más moderadas como las que representa el PSOE, por ejemplo; por eso, si entre PP, PSOE y Ciudadanos se trabaja en reformas que mejoren la calidad de vida de la gente estos saldrán reforzados, porque habrán demostrado que saben ponerse de acuerdo por España.

El pasado domingo quedó demostrado que el ‘NO’ no es el camino y que la gente quiere un gobierno liderado por el PP con el apoyo de PSOE y Ciudadanos. Esperemos que tanto el PSOE como Ciudadanos tengan altura de miras y sepan leer la voluntad de los españoles, que dejen de mirar por su interés y apoyen un gobierno presidido por Rajoy. Lo demás es provocar otras elecciones y eso será su responsabilidad.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada